viernes, 27 de marzo de 2009

¿Crisis? ¿Qué crisis?

Sí, amigos, el título de este artículo es un plagio recurrente.





España 2007. Tras el cálido verano, empezó a sonar el viento de la crisis. Todo el mundo hacía oídos sordos porque la situación "por ahora" iba bien. Sin embargo ya todo el mundo decía que el 2008 iba a ser un año de crisis. Con la burbuja inmobiliaria rebentada en los países de referencia, los entendidos en econimía vaticinaban una situación similar en España con más afán sensacionalista que de crítica constructiva. Y es que a menudo farda más decir que sabes que saber y demostrarlo.




Y así entró el 2008, año de bonanza como predicaba el gobierno. Las ventas iban bien en todos los sectores menos en el de la construcción aunque poco a poco la situación se fue ampliando a otros sectores. Mientras tanto el gobierno de turno se dedicaba a quitarle hierro a la crisis. ¿Alguien se pregunta el porqué? El gobierno, independientemente del su color político, es una nulidad en muchos aspectos pero no es tan incompetente como se cree. Al menos en este asunto lo que intentaba era que la confianza en el mercado no cayese, porque cuando no hay confianza, la gente tiende a ahorrar en lugar de gastar o invertir, con lo que se ralentiza la economía. Ahora bien, cuando el tema central es la construcción, y lo que se hace es quitar hierro, al final el edificio se cae.

La crisis se empezó a sentir en Abril. La explicación es sencilla, pero requiere un paréntesis a parte.

Cuando una persona física compra comida en una tienda, normalmente paga una cierta cantidad de dinero en el acto. Esto es a lo que estamos acostumbrados. Cuando una empresa compra bienes a otra empresa, no le paga dinero, sino que le paga con un papel que dice "dentro de X días, presentando este papel en mi banco podrás tener el dinero". Donde normalmente X=90 días. Desarrollando esta igualdad tenemos que.

X = 90 días = 3 meses = 1 de Abril

Supongamos ahora que la empresa A compra bienes a la empresa B. La empresa A tiene problemas económicos por culpa de la crisis que no existe, por lo que no tiene dinero en metálico. Sin embargo, eso no le impide su acividad normal, ya que puede comprar a la empresa B, prometerle dinero a 90 días y así tiene 90 días de margen para vender lo que ha comprado y poder pagar a la empresa B. Si la empresa A tiene mala suerte, la empresa B puede cobrar igualmente, porque el banco le da el dinero prometido. Más tarde el banco le reclamará a la empresa A el dinero que le ha dado a B más un interés. Con lo cual B cobra, el banco gana y A ha podido hacer su negocio.

Cerramos el paréntesis y lo ponemos en contexto.

Ahora supongamos que la empresa A es una inmobiliaria, que se encarga de comprar casas a las constructoras y venderlas a las parejas jóvenes que tienen mucha ilusión por tener un nidito de amor. El precio de las casas es muy alto debido a la especulación, y como la ilusión no se traduce automáticamente en dinero, la joven pareja no puede comprar su casa. Con lo cual, la empresa A deja de cobrar dinero y cuando pasan los X días sin que haya conseguido dinero, no puede pagar a la empresa B. Normalmente, como ya he dicho antes, esto no es un problema, ya que la empresa B o bien se espera o bien va al banco a que el banco se apiade de ella y le dé el dinero.

Da la casualidad que los bancos tienen en nómica a unos cuantos economistas que se encargan de valorar el riesgo que tienen los préstamos que conceden. ¿Verdad que no le dejarías dinero a ese colega gorrón porque no te lo devuelve? Pues estas personas se encargan de cribar las empresas gorronas de las que sí van a pagar. Cuando detectan que las casas no se están vendiendo, automáticamente dan la alarma para no convertir los papeles de esas empresas en dinero. En este caso la empresa B, en lugar de recibir dinero, no tiene más opción de guardar el papel de la empresa A hasta que A tenga dinero para pagar.

El tema de la crisis empieza pues, cuando muchas empresas del tipo A no pueden vender sus casas y no pueden pagar a las empresas B. Pero típicamente las empresas B se dan cuenta de esto en Abril de 2008, cuando van al banco a cobrar y ¡ay! no pueden. La empresa A lo tiene bastante fácil: cierra de una manera más o menos lícita y (saltándonos un trozo que no voya explicar) el papel que le ha dado a la empresa B no tiene valor. Afortunadamente la empresa B cree en el reciclaje de papel. De esta manera, las empresas van cerrando, la actividad económica se reduce y aumenta el paro. El problema de la construcción se traslada a otros sectores y finalmente todo el país sufre las consecuencias.

¿Por qué España ha quedado más afectada que el resto de países? Porque en España el sector de la constrcción es uno de sus pilares básicos de crecimiento. No es de extrañar: la generación del estallido demográfico del 77 necesita dónde vivir y la especulación es muy lucrativa, incluso para varios ministros. Si tuviésemos un modelo de país bien planteado, se diversificaría la economía para no hacer al país tan dependiente de la construcción. Pero eso es demasiado trabajo para un gobierno que sólo dura 4 años.

Si el problema lo tiene la construcción, ¿qué problema tienen los bancos? De vez en cuando, los bancos hacen malas inversiones. Es decir, compran algo que no pueden vender y sacar beneficio de ello. Los bancos tienen mucho poder adquisitivo y hacen inversiones a lo grande. No importa lo que hayan comprado y no pueden vender, tanto si son casas, divisas o promesas de poder; sus inversones fracasadas acaban convertidas en un número rojo en sus libros de cuentas. Nadie se preocupa de esos números rojos, hasta que muchas de las empresas B quieren dinero a cuenta del papel de las muchas empresas A. Entonces el banco abre su caja fuerte y comprueba que no tienen bastante dinero para todas las empresas B, entre otras cosas porque parte del dinero que le falta es un papel dorado con un hermoso número rojo del que nadie se preocupaba hasta ahora.

Empresas que no venden, empresas que no cobran, bancos sin dinero: ¿y el gobierno qué hace? El gobierno tiene 2 opciones para sacar al país de la crisis: 1. comprar algo (si es posible, algo que necesite, como una autopista) a las empresas que no venden para reactivar el ciclo. 2. Dar dinero a los bancos para que conviertan los papeles en dinero para las empresas B.
Contrariamente a lo que la gente pueda pensar, un gobierno socialista como el que tenemos, apuesta por la opción 2. Probablemente porque tiene a algunos bancos como afiliados. La excusa plausible es que si no ayuda a los bancos, los bancos se hundirán liberando a miles de españoles de sus... hipotecas, digo... ahorros.

El plan parece bueno. ¿Qué ha fallado? El banco ha utilizado el dinero del gobierno, no para pagar a las empresas B, sino para convertir su propio número rojo en dinero. Cuando el gobierno se dio cuenta, el banco sonreía desafiante y el gobierno lanzó la línea de préstamos ICO. El ICO llegó tarde, en diciembre de 2008, y a marzo de 2009 aún no se han visto resultados de su aplicación. Como el estado ha gastado el dinero que tenía para dárselo a los bancos para que pobrecitos no se hundan, vende bonos del estado o equivalentes para sacar más dinero. Pero no ha contado que el banco compraría esos mismos bonos del estado con el dinero que le ha dejado, en lugar de dárselo a la empresa B.

¿Por qué protestan las PYMES y los autónomos? Las PYMES y los autónomos viven de vender bienes o servicios a las grandes empresas. Ante la crisis y la posible falta de liquidez, las grandes empresas alargan el periodo de pago. Así, donde X es normalmente 90 y para ellos es 150, ahora es obligatoriamente 240. Lo bueno de ser una empresa grande, es que siempre encuentras a una PYME codiciosa o resignada que agacha la cabeza y traga tus condiciones. Pero normalmente una PYME no tiene una buena capacidad de financiación, es decir, necesitan dinero fresco antes de ese periodo X, y como las grandes empresas son inflexibles e implacables, recurren al banco. Lástima que los bancos estén como están y hayan gastado su dinero en comprar bonos del estado. La solución para ellos sería el ICO... si funcionase.

CONCLUSIÓN
España tiene una política económica y de desarrollo mal planeada. Suponiendo que haya un plan. Hay que diversificar la economía y no centrarla en el turismo y la construcción.
¿Y qué tal si se hubiesen tomado medidas contra la especulación? quizá no hubiesen habido fondos para financiar la próxima campaña.
Tampoco iría mal una ley que prohibiese el circo de X=<90.>

2 comentarios:

  1. Uola! mmmmm... tardas en postear, pero cuando te pones... te quedas bien a gusto,nop? XD buenu vamos a lo que vamos, a criticar:

    1- Crisis siempre ha exisitido, tanto los bancos como el gobierno de turno han hecho lo que han querido con nuestro dinero, la única diferencia esque haora se le s escapó de las manos y to dios nos hemos enterado...

    2- Burbuja inmobiliaria, sector de la contrucción: que los pisos estaban sobrevalorados se sabía, aun así la gente compra que te compra... estaba en boca de todos que al final el tema petaría por algún sitio...tonses, pq la gente ahora se sorprende?? pero si era algo que se sabía!!que fácil es decir que que caro está todo pero aun así seguir consumiendo... por otro lado las constructoras aceptan obras que saben que no pueden ejecutar por el valor adjudicado, con lo cual exprimen al maximo al pobre industrial de turno, que xasi tiene que bajarse los pantalones para que le adjudiquen un parte de dicha obra... la culpa es de la constructora? si y no! tb la tienen los gruops gubernamentales como GISA, que sacan a concurso obras que saben que no se pueden ejecutar pq saben que no hay dinero para ejecutarlas... peor claro, mientras lam ierda no les salpique a ellos... tira palante que es recto!

    3- es cierto que España es un país que se nutre mediante la construcción y el turismo, y que ese es su gran fallo, no explotar otros sectores... pero seamos realistas, nuestro país es un país de paletos! perdón digo de paletas! tonses que esperas??milagros?? XD

    4- y este es el más importante... TU TB HAS CAIDO EN EL TIPICO POST DE HABLAR DE LA CRISIS????!!!!!!! NOOOOOOOOOO!!!!!! XD esperaba otra cosa de ti, la verdad, mira que postear los típicos temas que se hablan en el trabajo...

    Bueno, como verás me lo tomo de la forma más irónica que puedo... que otra cosa puedo hacer? ponerme sería?? ni de coña! XD BESOTES!!

    ResponderEliminar
  2. Ostras! Le he puesto una frase extra a las conclusiones y me he cargado el final.
    Bueno que sepáis que:
    - el blog tiene una longitud máxima
    - el artículo acaba con un: ¿Vosotros qué pensais?

    Yishana: me gusta especialmente el 4º punto de tu reflexión. Y los de los palet@s. Besos!

    ResponderEliminar