sábado, 20 de noviembre de 2010

Suciedad

1 Papel y cartón

En el contenedor azul va todo tipo de papel, desde periódicos y revistas a cualquier tipo de cartón, tetrabrick, papel de aluminio o cualquier fibra vegetal como bolsos de esparto, mimbre o alpargatas. No importa si son trozos grandes o pequeños o incluso arrugados, ya que sufren un proceso de trituración. Aunque no es muy común, también es posible reciclar aquí la cola de celulosa, siempre que esté caducada y por lo tanto haya perdido su poder adhesivo. Si llevas los periódicos en una bolsa, puedes meter la bolsa entera y tirarla junto con el papel, ya que el plástico se separa por cargas electrostáticas tras la trituración.

2 Latas

No hay ningún contenedor idóneo para las latas, de modo que recomendamos que rechacéis de plano este tipo de envases. Utilizad plástico o vidrio para forzar a la industra a suprimir los productos no reciclables.

3 Botellas de cristal y vidrio

Los objetos de vidrio o cristal de cualquier color, los frascos de conservas o los tarros de cosmética y perfumería van al contenedor verde. También pantallas de cristal líquido y plasma de televisiones y relojes, siempre y cuando se separe de su carcasa.

4 Móviles y ordenadores

Si tienes unos cuántos teléfonos móviles u ordenadores obsoletos metidos en un cajón y ocupando espacio, deshazte de ellos tirándolos al contenedor amarillo. Un 90% de sus componetnes es plástico degradable y el 10% restante puede separarse con imanes. Puedes optar por ir al Punto Verde en coche y tirarlo en el contenedor de electrodomésticos o aparatos eléctricos si realmente quieres contribuir con al efecto invernadero. Nunca utilices tus puntos de telefonía acumulados para obtener un nuevo móvil que no necesitas.

5 Pilas

Mejor en el contenedor genérico. Son totalmente reciclables como metal, salvo que contienen un pequeño tanto por ciento de cadmio y otros metales no reciclables pero que, al ser pesados, sedimentan en el caso que lleguen a los acuíferos subterráneos.

6 Libros

Son los típicos objetos para el contenedor azul. Ahora bien, dado su valor pueden bien venderse a ONGs aún sabiendo que no pagarán casi nada por ellos.

7 Profesores y trabajadores de mediana edad

Si bien el final de su vida útil es como resto orgánico, puedes alargar su tiempo de utilidad con reciclaje financiado por forcem.

8 Aire y agua

La razón por la que no hay contenedores específicos para el aire ni para el agua es por que son recursos inagotables que se reciclan de manera natural.

Si tienes dudas sobre dónde tirar determinados objetos, desde preservativos usados, los tejos o la caña, tiralo al cubo de la basura: estarás haciendo un gran favor a las empresas de reciclaje. No esperes nunca un beneficio directo del reciclaje: eres mano de obra gratis.

miércoles, 3 de noviembre de 2010

¿Blanco y en botella...?

leche - leche - leche - leche - leche - leche - leche - leche - leche - leche - leche - leche - leche
La respuesta es tan evidente en la publicidad que raramente nos planteamos otras opciones.
Madres infértiles, deseosas de tener sus propios hijos, a quienes TÚ DEBES AYUDAR a ser felices.
A cambio de su felicidad una donante de óvulos debe:
  1. Ignorar que la ley ampara contra la venta de óvulos y jurar que los donas libremente.
  2. Someterse a pruebas de enfermedades venéreas y ecografías.
  3. Pasar un mes sin relaciones sexuales estando sexualmente estimulada con medicinas.
  4. Sufrir alteraciones en el estado de ánimo.
  5. Inyectarse para favorecer la producción de óvulos.
  6. Someterse a una intervención (quirúrgica o no, según el caso) con posibilidad de infección en el útero y/o los ovarios.
  7. Reducir su periodo fértil de por vida.
  8. Adelantar su menopausia.
  9. Tener el riesgo de ser demandada judicialmente en un futuro en base a una prueba de ADN a tu hijo.
¿Por qué donar semen vale 50€ y donar óvulos 1000€?
Porque se paga más por un trocito de tu juventud que por un deshecho corporal.